Ir al contenido principal

Coger los pedazos de ti, de mí.

Podría coger pedazos de ti, de mí. De tardes que pase junto a ti , de momentos que te llore. 
Me convertiría en locura si no fuera por las pastillas denominadas "cordura". Sonreiría sin cesar si no fuera por el malestar que un día mi musa concentró para mí y escribió sobre mi cuerpo. Movía los hilos del títere que fui y que quizás queda en parte en mí, dentro del maldito escenario llamado "vida". 

Y...como quién no quiere la cosa, me vuelvo de acero, soplo los diminutos granos de harina y los desintegro. Te llamo al teléfono, y de inmediato cuelgo. Una perdida siempre es un bonito recuerdo. Uno los pedazos y sale tu nombre. Busco entre todos nuestros momentos y no hallo tus defectos. Cuento cuantas veces me miraste el primer día y dejo de hacerlo porque como pensaba, son infinitas.
Tú & yo y que le jodan al mundo, y que nos de igual lo que digan los demás, nuestra historia es incapaz de alimentarse del egoísmo de los demás.



Podríamos coger millones de acuarelas y pintar con ellas las estrellas que algún día veremos nacer. Se me incendia la piel con tus sueños, tus miradas, tus palabras,... tus ojos mirando mis ojos y nada más. Que mañana se acabe el mundo y  nos de igual, porque en ese instante lo importante es tocarnos sin las manos y ya está. 
Absurdo es que no te vaya a querer, absurdo es no mirar tu alma como lo suelo hacer.
Explorar lo desconocido sola o contigo o con el sentimiento de que estás aquí conmigo.
Comer en un bar medio vacío , con el corazón c  a l i e n t e y la cerveza bien fría. Reír ante tus chistes más desastrosos, una buena carcajada porque no me importa si me dices o dicen que estoy loca por reírme de tus chistes. Inventarme el modo de sacarme de esta ciudad, que quieras venirte conmigo, hallar un camino muy distinto del que dicta la sociedad, embarcarme en el barco llamado "destino" y con un último suspiro decir..." te quiero".
No, jamás al oído, los mejores "te quieros" se escriben con los labios y su sonido.
Querer una noche contigo y que ellos piensen lo indebido. Acurrarme a tu lado , dejar el tiempo volando, y escucharte mientras hablas intentando hacerme reír. Olvidarme de olvidarte, y quererte hasta reventar. "Morir" contigo ese verbo no tiene sentido. Si lloro, lloraré de felicidad, si te recuerdo hoy , te recordaré todos los días. Tu alegría, mi felicidadtu tristeza, mi ruina.


Adicta a cada parte de ti. A las muestras de cariño que te hacen ser así. Insustituible. Llena de estupidez, entre sueños y papel, vivo, resisto y existo. Yo no enamoraré con la frase " sin ti no soy nada " o " no puedo vivir sin ti", yo puedo vivir sin ti, pero no quiero. Yo soy importante pero tú me haces aún más importante con tu importancia.

Podría coger tu mano en un instante y sentir su tacto por más de mil años. 
Podríamos cogernos el corazón con los ojos , los labios con los besos, y la piel en un momento. 


Comentarios

  1. madre mia, es impresionante la entrada! me gusta sobre todo porque es realista no como tantas aquellas de amor q se ven escritas por ahi! sigue asi :D

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchaas graciaas Ana!
      Bueno es que me gusta hacer las cosas muy diferentes, no como todo el mundo :)
      Graacias guapa :D

      Eliminar
  2. me encanta la entrada sigue escribiendo estrofas se te dan muy bien

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

¿Te quedarías conmigo pase lo que pase?

Te juro que intento luchar. No es sencillo. Solo siento que soy patética.
Quiero estar a la altura pero nunca seré como ella. No hace falta ya lo sé, y que soy yo y ya está, también.
Yo no tendré unos ojos grandes y azules nunca.
No seré lo suficientemente bonita o delgada o algo más perfecta.
Las cosas que me dices son solo palabras que vuelan...que se me escapan entre los dedos.
Esto es difícil para mí porque siento que una vez más voy a volver a ser tan gilipollas que voy a caer.
No digo te quiero sin sentirlo. Resulta asfixiante pensar que me olvidarás por no venir.
Estoy cansada, JODER. ¡QUIERO QUE ALGO SALGA BIEN DE UNA PUTA VEZ!

A lo mejor, yo no me lo merezco y por eso no lo encuentro. A lo mejor no eres tú. A lo mejor no hay nadie para mí. A lo mejor no es nada.



Lo siento, me tropiezo muchas veces. Forma parte de lo que soy. No quiero ser como muchas. Quiero a un chico que valga por todos los que existan el mundo.


Lorena Lupión Alabarce~

Todo el mundo tiene cicatrices. Todos tienen heridas. Normalmente decimos que se trata de ser fuertes, de seguir adelante, de OLVIDAR. Las personas que no consiguen hacer eso son tildadas de débiles, de tristes. Les echamos la culpa, como "bueno, tú te empeñas en seguir así". No es del todo así.

Aquí no hablo de fuertes o de débiles. No hablo de más o menos dolor. No hablo de si son más importantes las enfermedades mentales o las físicas, porque creo que ni siquiera el mundo debería hacerse ese debate.  No hablo de errores ni de aciertos. Hablo de lo que hay. De lo que tenemos. De lo que somos. Hablo del derecho a la libertad de expresión. Hablo de HABLAR ante las dudas, ante los problemas. Hablo de que hace dos años que te fuiste. Nos dejaste el dolor que sentías, con el que creías que así vencerías. Dejaste una herida que nunca será cerrada. Esa, NUNCA será cerrada. Tus padres te echan de menos. Vi a tu madre hace un año. Estaba perdida y lo sigue estando. Nunca se recupera…

2 años más tarde.

¿Has sentido que sobras? No de un lugar, un sitio, de un grupo de amigos, con tu pareja, familia. Sino de la vida.


Justo ahí. El momento en que miras a ambos lados lados y desaparece lo que conoces. En el que la gente es extraña y no te entiende. ¿Te ocultas? ¿Se ocultan? ¿Conoces el vacío? Será tu perdición.

¿Has jugado? A tu juego. A la mentira. A la sonrisa fingida. Al tengo miedo, ¿a qué? No has estado en níngún precipicio, pero no lo necesitaste para sentirte caer. Y caer es jodidamente metáforico. Puedes caer cuando estás en la calle. Cuando estás en el super. En el baño. En la cocina, al lado de tus calorías. En el sofá. En casa de una amiga. En una graduación que todos esperan expectantes. En una boda. En el fondo del mar. En la piscina. En una reunión. En una cita. En un beso. En navidad.

Puedes morir por dentro, que tus entrañas se llenen de hemorragias que no puedas parar al mantener simplemente la puta boca cerrada. Dirás que tienes miedo, que te sientes mal. Vas a pedir a…